faceapp

La aplicación más descargada en Argentina y en más de 50 países en los últimos días es “FaceApp”, una herramienta que –entre tantas opciones- te muestra una estimación de cómo sería tu rostro en unas décadas.

Sin embargo, algunos usuarios comenzaron a preguntarse el destino de la base de datos de la aplicación creada por el ruso Yaroslav Goncharov.

La aplicación usa redes neuronales para escanear caras y hacerlas más viejas, jóvenes, cambiarles el género o modificar la barba, entre muchas más opciones.

faceapp

Los especialistas en privacidad afirmaron que se le está brindando mucha información a la herramienta, sin saber para qué la podrían usar. “Este modelo de negocios recoge cantidades masivas de datos personales sin ninguna idea de cómo podría ser utilizado en el futuro”, comentó el experto en tecnología Stilgherrian al medio australiano ABC.

Mientras tanto el abogado Michael Bradley explicó que: “quien subió su rostro en línea junto con su nombre y otros datos de identificación (por ejemplo, redes sociales), ya es bastante vulnerable a ser capturado digitalmente para futuros usos de reconocimiento facial”.

Además Bradley dijo que la política de privacidad de Face App no dice nada sobre qué pasaría con los datos de los usuarios si se la deja de usar.

David Baile, especialista en privacidad, recomendó directamente no usar la aplicación. “Piden muchos más derechos de los que necesitan para ofrecer el servicio”, argumentó.

faceapp

“El reconocimiento facial se está convirtiendo en uno de los elementos clave de la identidad digital y, por lo tanto, las personas deberían considerar proteger su imagen facial de la misma manera que deberían proteger otros elementos de su identidad, como su fecha de nacimiento, número de archivo de impuestos y más datos”, concluyó.

Anteriormente el creador de la aplicación fue foco de acusaciones de racismo, cuando lo denunciaron porque uno de los efectos de la app blanqueaba el rostro de los usuarios con piel de color en un objetivo de volverlos “más atractivos”. La opción fue retirada y Goncharov pidió disculpas.