jenna jameson

Fue una de las estrellas pornográficas más famosas de los años 90, pero en 2007 se retiró de la industria y decidió dedicarse a su faceta de empresaria y a su vida familiar. Sin embargo, Jenna Jameson nunca deja de llamar la atención y ahora lo hace gracias a su radical pérdida de peso.

“Hola, soy Jenna y he perdido más de 80 libras (36 kilogramos) de peso con #keto (dieta cetogénica)”, escribió la estrella en una de sus más recientes publicaciones en Instagram.

En dicha publicación, Jenna compartió una imagen de su antes y después de bajar de peso.

El camino para la actriz porno no ha sido sencillo. En su segundo embarazo subió más de 30 kilos y fue señalada por lucir “irreconocible” no sólo por los kilos de más, sino por el aspecto de sus labios y pómulos, que sugería intervenciones estéticas.

Desde el nacimiento de su hija, Jenna ha documentado cómo ha ido recuperando su figura y ahora -dice- se siente “libre” de ver sus antiguas imágenes.

Considera que su cambio viene no sólo de la alimentación, sino de la salud mental.

“Espero que mi camino los inspire para empezar a moverse hacia la salud y la sanación. Los quiero”, escribió la ex actriz a sus más de 360.000 seguidores en Instagram.

En la imagen donde habló de su cambio, Jenna compartió un collage de dos fotografías: en una se le ve con sobrepeso, sosteniendo a su bebé en brazos, mientras que en la otra se observa a Jenna con su habitual figura, luciendo un body blanco.

Otra publicación reciente de Jameson la mostraba portando los mismos leggins bicolores, pero en una fotografía se le veía igualmente con sobrepeso y en la otra ya con varios kilos de menos.

En esa imagen, Jenna escribió otro de sus mensajes acerca del cambio que ha experimentado:

“La verdad, pensaba que aún era sexy en la foto del antes y estaba en lo correcto. Mi pérdida de peso nunca fue acerca de complacer a la sociedad. La de ustedes tampoco debería serla. Es acerca de salud, es acerca de estar con nuestros hijos, es acerca de la longevidad. Así que sigan sexys pero ¡luchen por la salud!”.

A finales de año, Jenna recomendó a la gente que para no subir de peso ante las tentaciones de los festejos, prepararan sus propios alimentos.

Jameson siempre ha sido abierta al señalar que su pérdida de peso se debió a la dieta cetogénica.