Antonela Roccuzzo decidió viajar al mundial para apoyar a Lionel Messi en el encuentro decisivo de la Selección ante Nigeria.

Mientras estaba entre aviones y el aire, se incendió el edificio donde viven sus abuelos en Rosario.

El incendio fue en el flamante edificio de Pellegrini y Constitución y alarmó a los vecinos que viven en las tres torres del inmueble. Se debió a un cortocircuito en la sala de máquinas, ubicada en el último piso.

El fuego se desató en el momento en el que estaba en vuelo rumbo a Rusia.

La idea original era que la familia de Messi viajara si la Selección pasaba a cuartos de final. Además, aprovechó para estar con su familia en su ciudad natal.

El domingo por la noche, la mujer del capitán llegó a Ezeiza y voló a España junto a los pequeños Thiago, Mateo y Ciro, para luego partir a Rusia.