A diferencia de temporadas anteriores, El marginal 3 desembarcó en la pantalla chica con un condimento erótico más preponderante. Fuertes escenas de sexo están caracterizando esta nueva versión de la ficción que se desarrolla en las instalaciones de la ex cárcel de Caseros, convertida para la serie en el penal de San Onofre. En sus pasillos, la historia se desarrolla conservando su esencia inicial, esa que refleja la convivencia entre un grupo de presos divididos en distintos bandos y confrontados en una lucha de poder, pero ahora con un plus que roza lo pornográfico.

Tal vez uno de los pasajes calientes más comentados en los últimos días tuvo que ver con “la primera vez” de Moco, el personaje que encarna Toto Ferro, quien es nuevo en la unidad y uno de los más chicos de la población. Su amistad con Diosito (Nicolás Furtado) le permitió propiciar rápidamente la realización de una visita higiénica, con una de las celdas como punto de encuentro para verse con una “amiga” especialmente contratada para la ocasión. Esa mujer, fogosa, de movimientos viboreantes y convocada por el personaje que encarna Nicolás Furtado, se llama Andrea López.

Tiene 28 años, nació en Santa Cruz y, aunque para la vista colectiva no resulte una cara conocida, lo cierto es que ya sabe lo que significa ser parte de los medios, incluso en espacios televisivos acompañados por el rating. Su personaje es Romina, y asumió sin condicionamientos su rol en El marginal y transitó la escena con Moco sin guardarse nada, haciéndose netamente cargo del debut del más chico de los internos, participó del reality Soñando con bailar, compitió en el Cantando por un sueño, se desenvolvió en teatro con El champagne las pone mimosas y hasta salió con el sobrino de Ricardo Fort.

“Vine del sur precisamente para esto, para poder cumplir mis sueños, mis expectativas y mis metas. De a poco, y aunque cueste o lleve mucho tiempo, voy lográndolo. Estoy muy feliz, porque llegar a grabar un capítulo de la serie más importante de la Argentina para mí es un orgullo”, reconoció Andrea, que al momento de la entrevista con Paparazzi se hallaba en México, desempeñándose en campañas publicitarias y en el ámbito del modelaje.

–Es muy fino el hilo entre una escena caliente y un eventual acoso. ¿Cómo maneja hoy una actriz un papel de estas características?
–Antes que nada dejame decirte que los actores con los que me tocó trabajar son súper profesionales y fueron totalmente respetuosos, más allá de lo jugado de la escena. Antes de grabar se dejaron bien claras algunas pautas, y todo el trabajo que se hizo fue de acuerdo con lo que se charló. Fue una escena en la que claramente estaba vulnerable y expuesta porque estaba casi desnuda, pero me sentí cómoda, y en parte eso fue gracias a ellos.

Andrea López, la chica sexy de El Marginal: “La escena con Toto Ferro me sumó 10 mil seguidores…” 1

–¿Laboralmente considerás que esta escena tan comentada te puede abrir nuevas puertas?
–Por supuesto que una lo que espera es eso, pero básicamente en otro tipo de papeles, en lo relacionado con lo sensual. Creo que las cosas van llegando a la vida cuando tienen que llegar, y si hoy me tocó hacer esta escena es porque detrás de eso pueden venir cosas mejores. La verdad es que este papel fue como una revolución para mí.

–Esa revolución seguramente se notó también en tus cuentas personales de las redes sociales…
–Pufff… En las ocho horas posteriores a la puesta en el aire de la escena sumé más de diez mil seguidores en Instagram… Fue algo sorprendente, alevoso…

–¿Este aumento de seguidores trajo también mensajes y propuestas?
–Mensajes, millones… propuestas, muchas.

–¿Románticas o indecentes?
–De todo un poco.

–¿Estás soltera?
–No, estoy comprometida, pero con mi gato. ¡Solterísima!

Andrea López, la chica sexy de El Marginal: “La escena con Toto Ferro me sumó 10 mil seguidores…” 2