El ministro de Educación, Juan Pablo Lichtmajer, recibió en su despacho a los representantes de kioscos y cantinas escolares de gestión estatal, con la finalidad de brindar soluciones a las problemáticas que tuvo que afrontar el sector como consecuencia de la suspensión de actividades en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio para evitar la propagación del Covid-19.

Para dar respuestas a las dificultades económicas que enfrenta el sector, de común acuerdo, el Ministerio de Educación dispuso prorrogar automáticamente hasta el 31 de diciembre de 2021 los contratos de kioscos y cantinas en los establecimientos educativos de gestión estatal (cuyo vencimiento era el 31 de diciembre de 2020); como así también, eximir del pago del canon locativo a partir del 15 de marzo de 2020 y hasta tanto se reanuden las clases presenciales.

Del encuentro con el titular de la cartera educativa participaron los secretarios de Estado, de Gestión Educativa, Isabel Amate Pérez y de Gestión Administrativa, Esteban Medina; el director de Asuntos Jurídicos, Franco Venditti; y el director de Auditoría Interna, Gonzalo Di Risio. Por parte de los representantes de kioscos y cantinas estuvieron presentes Federico Brandán, por la Escuela Secundaria Alicia Moreau de Justo; Sandra Salomón, de la Escuela Rivadavia; Carlos Gómez, que posee concesiones en las escuelas primarias San Martín e Yrigoyen; y Emilia Oliva, por la Escuela Secundaria Virgen de la Merced.

“Cuidar la educación es cuidar al aprendizaje y a la escuela como fuente de vida, de valores y de trabajo. Nuestras escuelas son fuente de trabajo, dentro de ellas se desarrollan fuentes de economía social que tienen que ver con servicios alimentarios y que se brindan en la escuela. Ofrecemos la mano del Estado que está presente en cada factor de la vida escolar que necesita una ayuda en este momento. Hemos desplegado medidas jurídicas para proteger las fuentes laborales que genera esta economía en la escuela”, dijo Lichtmajer.

“Tratamos sobre la resolución que firmó el ministro que tiene que ver con la prórroga en los contratos de concesión de todos los concesionarios de quioscos, cantinas, fotocopiadoras y librerías de instituciones públicas que se vieron afectados por la pandemia y no pudieron realizar sus actividades. El Ministerio decidió prorrogar esos contratos para que el próximo ciclo lectivo pueda continuar con la explotación de los mismos y recuperar este tiempo. Se trató de que los concesionarios puedan eximirse del pago del canon durante este período y que luego puedan hacer esos pagos de manera proporcional”, señaló Di Risio. En ese mismo sentido manifestó la importancia de la regularidad y transparencia de las licitaciones y las convocatorias.

“Fuimos invitados por el Ministro para hablar sobre la situación de las cantinas de las escuelas, muy contentos por el hecho de que nos haya recibido y porque hay un paquete de medidas hasta que la situación se regularice”, comentó Carlos Gómez, uno de los concesionarios.

Los concesionarios que presenten inquietudes sobre la situación pueden comunicarse al área de asesoramiento de la Dirección de Auditoría Interna en el número 4211589.