Miles de personas se concentraron en auto y moto en las calles de Madrid y otras grandes ciudades de España para participar de la marcha convocada por el partido de ultraderecha Vox contra la gestión del gobierno de Pedro Sánchez en la crisis del coronavirus, que dejó unos 28.000 muertos en ese país.

En la capital española, la caravana se juntó en la plaza de Cibeles para seguir por el Paseo de Recoletos, Colón, calles Goya y Serrano y finalizar en la puerta del Alcalá antes de dispersarse por varios barrios.

Los manifestantes portaban banderas de España y coreaban consignas como “Gobierno dimisión” y “libertad” y tocaban bocinas para pedir la renuncia del “gobierno socialcomunista”.

El líder de Vox, Santiago Abascal, alentó desde un colectivo las concentraciones y pidió aumentar la presión contra el gobierno “criminal” de Pedro Sánchez, “incapaz de proteger a su pueblo” . “Adelante, recorred hasta el último rincón y que suenen vuestras cacerolas en cada calle y en cada plaza”, reclamó.

“La pulsión de la libertad es imparable”, sostuvo Abascal, y pidió a los ciudadanos que se mantengan en las calles “con todas las medidas sanitarias y de sentido común” para “proteger a España frente a los que la quieren despedazada, pobre o encarcelada”.

En el caso de Barcelona, bajo una fuerte presencia policial, un centenar de vehículos entre autos y motos “marcharon” desde la plaza Francesc Macià hasta la Delegación del Gobierno. Reprodujeron música militar y el himno español, y gritaban consignas como “País socialista, país tercermundista”, indicó el diario La Vanguardia.

Sánchez, que gobierna en minoría, enfrenta una oposición cada vez más dura. Tras un debate intenso, el Congreso aprobó el miércoles una quinta prórroga del estado de alarma ante la pandemia hasta el 6 de junio, pero con la votación más ajustada hasta ahora: 177 a favor, 162 en contra y 11 abstenciones.

“El caos es usted y lo más grave es que usted asume que es incapaz de proteger a los españoles más que con esta brutal reclusión”, le lanzó a Sánchez el líder de la oposición de derecha, Pablo Casado, cuyo Partido Popular votó en contra luego de apoyar o abstenerse en pasadas prórrogas.

Fuente: TN