Lagomarsino dijo que lamenta haberle entregado el arma a Nisman

498   18/11/2017 Lopez Jorge

El técnico informático Diego Lagomarsino, imputado como presunto partícipe necesario en la muerte del exfiscal Alberto Nisman, aseguró hoy que “ir preso sería callar una verdad”, al tiempo que lamentó que al haberle entregado el arma se metió “en un lindo quilombo”.

“Ir preso sería callar una verdad. Sería la herramienta para decir bueno, Diego, no hables más”, sostuvo el excolaborador del fallecido titular de la Unidad Especial AMIA. En diálogo con Radio 10, Lagomarsino contó que la situación judicial en la que se encuentra lo pone “muy tenso”, aunque resaltó que el pasado martes fue “tranquilo” a prestar declaración indagatoria ante el juez federal Julián Ercolini “porque iba a decir la verdad”.

“Cuando en la indagatoria dije que no me importaba cómo murió Nisman me refería a que nuestros peritos no buscan un fin, sino la verdad. Lo mataron, se suicidó o fue un autodisparo no nos cambia, porque buscamos lo que pasó realmente. No tenemos un norte que nos lleva a una posición predeterminada”, manifestó el único imputado en la causa que investiga la muerte del exfiscal.

Consultado sobre el hecho de que Nisman le pidió una pistola para presuntamente “defender a sus hijas”, Lagomarsino indicó: “De alguna manera me metió en una situación… un lindo quilombo”.

Asimismo, se quejó de las críticas que recibe: “Cuando ponen en duda lo que digo, me pregunto si la verdad es lo que se busca. Nosotros buscamos la verdad, no un culpable. Queremos la verdad, más allá de lo que haya pasado”.

Lagomarsino lleva desde comienzos de noviembre una tobillera electrónica con GPS y debe informar si planea desplazarse a más de 100 kilómetros de su domicilio. “Es horrible para mis hijos”, lamentó el técnico informático respecto a la decisión de la Justicia de colocarle ese dispositivo.

Finalmente, agradeció a sus familiares y amigos por apoyarlo en la situación que enfrenta desde enero de 2015: “Son básicamente hoy el soporte más importante que tengo”.

El fiscal federal Alberto Nisman fue hallado sin vida el 18 de enero de 2015 en su departamento del complejo Le Parc, en el barrio porteño de Puerto Madero, cuatro días después de haber presentado una denuncia contra la entonces presidenta Cristina Kirchner por presunta “traición a la Patria” en el Memorándum de Entendimiento con Ir n por la causa AMIA.

(Visited 52 times, 1 visits today)

LE PUEDE INTERESAR
COMENTAR
ÚLTIMAS NOTICIAS