CAUSA AMIA

AMIA: Un fiscal imputó a Timerman por traición a la patria

103   30/12/2015 Gastón Banegas

CIUDAD DE BUENOS AIRES. El fiscal federal Eduardo Taiano imputó este miércoles al excanciller Héctor Timerman por el contenido de una conversación telefónica donde dice que tenía conocimiento sobre la culpabilidad de Irán en la voladura de la AMIA.    “Ellos hace 18 años pusieron la bomba”, señala en una conversación de 2012 con Guillermo Borger, ex titular de la AMIA.   Timerman había sido denunciado por el abogado Santiago Dupuy por los delitos de traición a la patria y encubrimiento. Ahora, Taiano decidió impulsar la investigación. Además, pidió que se certifique la denuncia que había hecho el fiscal Alberto Nisman contra el ex canciller, la expresidenta Cristina Fernández y otras personas para agregarla a la causa, informa Clarín.com.   Los audios se conocieron hace pocas semanas y forman parte del libro “Nisman debe morir”, del periodista Daniel Santoro. En el diálogo, Timerman intenta convencer a Borger de proceder con las negociaciones para la entrega de los iraníes acusados de ser responsables del atentado.    “Ojalá pudieras negociar con otro”, sugiere el ex titular de la AMIA en un tramo de la discusión, a lo que Timerman responde: “Si fuera otro, no hubiera puesto la bomba”.   Los audios muestran que lo que proponían Borger y José Scaltier, entonces vicepresidente segundo de la AMIA, y dirigente de la agrupación AMIA por todos, era buscar otro interlocutor para negociar la entrega a la Justicia de los acusados, ya que “Irán no es interlocutor” confiable, mientras que el ex canciller insiste en que no hay otro con quien llevar a cabo las negociaciones.   

 

  Traición a la patria   El delito por el que Taiano apuntó a Timerman también había sido esgrimido contra la expresidente Cristina Fernández.  Lo había considerado el juez Juan Carlos Gemignani en un dictamen escrito antes de ser apartado de la Cámara de Casación, que debía resolver la constitucionalidad del Memorándum de Entendimiento firmado con Irán con el presunto fin de avanzar en el esclarecimiento del atentado de 1994.   El dato surgió luego de que ese tribunal cerró la causa sobre el Memorándum y dejó firme su inconstitucionalidad, que había sido decretada en mayo de 2014 por la Cámara Federal. El tribunal de alzada dio por culminada la controversia después de que el ministro de Justicia, Germán Garavano, desistió –por orden del presidente Mauricio Macri– de apelar a esa instancia para revisar el fallo.   La acusación secreta de Gemignani alcanzaba a la ex Presidente de la Nación, al ex canciller y a otros miembros del poder. El argumento era que habían transferido la soberanía judicial argentina a Irán, el Estado sospechado de haber concretado la voladura de la AMIA. Esa delegación de las facultades, de acuerdo a Gemignani, es susceptible de tipificarla con el delito de “traición a la Patria”.   El tratado de cooperación judicial con Irán era inconstitucional, dijo también el juez, porque el atentado contra la filial judía de 1994 había sido declarado delito de lesa humanidad por la Justicia y por un decreto del ex presidente Néstor Kirchner en el 2006.   De acuerdo a Gemignani, el gobierno de Cristina Fernández cometió una “triple lesión a la soberanía nacional”. Por un lado, interpretó que aceptar que la denominada comisión de la Verdad en la causa era “admitir injerencia extranjera” en la investigación judicial local, que está a cargo del juez Rodolfo Canicoba Corral. Además, “se autorizaba a Irán a nombrar parte de sus miembros” y “se prohíbe que esté integrado por argentinos”.

TEMAS:
LE PUEDE INTERESAR
COMENTAR
ÚLTIMAS NOTICIAS