Para defenderse ante el juez, Máximo Kirchner habló de la “transparencia que caracterizó a nuestra familia”

1825   13/11/2017 Lopez Jorge

Con similitudes al escrito que presentó su madre, Cristina Kirchner, la semana pasada, su hijo Máximo se defendió de las acusaciones sobre lavado de dinero en el marco de la causa Hotesur SA -la firma familiar dueña del hotel Alto Calafate- con un paper de 20 páginas. Justificó los negocios con Lázaro Báez(preso por lavado), habló de una imputación con “relato vago“, explicó su rol en la empresa basándola en una “relación familiar y de confianza” y aseguró que todo fue hecho con “la transparencia que caracterizó a nuestra familia”.

Máximo Kirchner tuvo un paso fugaz por los Tribunales de Comodoro Py, donde por segunda vez declaró en una causa por presunto lavado de activos. Visiblemente más delgado, sin hablar con la prensa y con el acompañamiento de La Cámpora, citó el escrito de 69 páginas de su madre, al plantear que se “vulneraron de manera grosera las pautas más elementales que hacen al debido proceso legal“.

Estos son los principales puntos de la defensa del diputado y líder de La Cámpora:

– Desconoce la imputación: Máximo dijo que se trata de una “grave acusación” la que recae sobre él “sin siquiera atribuírseme un hecho puntual, concreto y específico de carácter prima facie delictivo”, así señaló que la imputación “se sostiene en un relato vago”.

– La defensa de los negocios con Lázaro Báez: ​en este punto, Máximo dijo que no existieron maniobras de lavado de activos; la acusación sostiene que mientras Báez era el principal adjudicatario de la obra pública vial en Santa Cruz, administraba los hoteles de los ex presidentes y a su vez contrataba las habitaciones de los mismos.

“Las operaciones comerciales que se describen absolutamente regulares y lícitas, fueron declaradas por las partes intervinientes ante todos los organismos de control pertinentes, instrumentadas de conformidad con las prácticas legales, llevadas a cabo dentro del circuito bancario y por las que se pagaron todos los impuestos correspondientes”.

Para defenderse ante el juez, Máximo Kirchner habló de la "transparencia que caracterizó a nuestra familia"

El diputado Máximo Kirchner se retira esta mañana de los Tribunales Comodoro Py. (Pedro Lázaro Fernández)

– Defensa de su actuación en Hotesur SA: “Mi intervención en los actos de comercio que se llevaron a cabo entre los años 2005 y 2009 tuvo lugar, básicamente, en mi carácter de mandatario de Néstor y/o Cristina Kirchner. Tal actuación fue desarrollada en el marco de la relación familiar y de confianza existente, ateniéndome en todo momento a los límites del mandato conferido”, dijo el diputado y señaló que todo lo que hizo en la empresa investigada por lavado, “fue con la transparencia que siempre caracterizó a todas las operaciones comerciales realizadas por nuestra familia“.

Contó, en relación a esto, que como mandatario de su padre, administrador de su sucesión o en representación de Hotesur S.A., suscribió “contratos de alquiler en cumplimiento de los deberes asignados”. Como ya se describió, agregó, las condiciones contractuales convenidas “son absolutamente lícitas y se ajustaron a los parámetros del mercado”.

– Alquileres con Lázaro Báez “legales”: En otro apartado del escrito, el líder de La Cámpora volvió a defender al empresario K. Dijo respecto al cobro de los alquileres: “Siempre se materializaron a través de cheques (jamás se operó con dinero en efectivo) y cada una de las operaciones se encuentra debidamente facturada y registrada, extremo que descarta de plano la hipótesis de lavado de activos que se intenta presentar en la causa”.

Lázaro Báez garantizó entre la administración de los hoteles y el alquiler de habitaciones casi 40 millones de pesos a los Kirchner desde 2009 a junio de 2013.

– Defensa a los negocios familiares: Hotesur SA y Los Sauces SA son investigadas por presunto lavado de dinero y en ambos casos intervino Lázaro Báez como “aportante” de los fondos que circularon entre las firmas. “Se trata de sociedades de naturaleza familiar, en la cual sus accionistas se vinculan a través de una relación de confianza y de afecto que permite atemperar formalismos propios de las sociedades comerciales”, señaló Máximo y así intentó justificar que la extracción de dinero en concepto de créditos “no constituye ninguna irregularidad ni mucho menos un acto delictivo, máxime cuando las operaciones, al igual que toda la actividad comercial de la firma, se encuentran documentadas y bancarizadas”.

– Rechazo a las operaciones de lavado citando a Cristina:“Cristina Fernández de Kirchner hizo una minuciosa explicación que descarta de plano, por absurda, la imputación de lavado de activos”, inició el líder camporista. Y añadió otras explicaciones: “En la hipótesis invocada por las partes acusadoras no hay afectación alguna al bien jurídico protegido por la norma y, por ende, no es factible sostener la convergencia del delito invocado”, que es el de lavado.

LE PUEDE INTERESAR
COMENTAR
ÚLTIMAS NOTICIAS