Aníbal Fernández minimizó el enojo de Capitanich y la rotura del diario Clarín

178   3/02/2015 Rogelio Parolo

El secretario general de la Presidencia, Aníbal Fernández, se excusó hoy de juzgar al jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, quien ayer rompió las páginas de un diario durante una conferencia de prensa, al sostener que no puede “hacer ese análisis”, aunque minimizó el hecho.

“No voy a hacer ese análisis, pareciera que estuviera juzgando a un colega, a un amigo”, indicó el funcionario, quien evaluó que, desde la prensa, “le asignan un valor” al episodio “que, a mi juicio, no lo tiene”.

Ayer, Capitanich destruyó dos páginas del diario Clarín durante su habitual conferencia de prensa en la Casa Rosada, lo que provocó el repudio de la oposición y entidades periodísticas.

Además, insistió con que “detrás de toda la discusión” relacionada con la muerte de Alberto Nisman “está (el ex director general de Operaciones de la Secretaría de Inteligencia Antonio ‘Jaime’) Stiuso” y relativizó que el fiscal federal haya evaluado pedir la detención de la presidenta Cristina Fernández, al sostener que conocía “la ley de fueros”.

“Ningún fiscal, y sobre todo Alberto, un tipo que conocía mucho de derecho, comenzaría a plantear un trabajo de estas características sin haber leído la Ley de Fueros”, evaluó el funcionario.

En su habitual conferencia de prensa en la Casa Rosada, Fernández aseguró tener “en claro que detrás de toda la discusión que estamos sosteniendo nosotros está Stiuso”.

Volvió a llamar “ridícula” y “bochornosa” la denuncia promovida por el fallecido Nisman contra la Presidenta por presunto encubrimiento a favor de Irán en la causa del atentado a la AMIA, y opinó que fue “un manotazo de ahogado propio de lo que está sucediendo en la

Secretaría de Inteligencia: aparecen cosas que no tienen ningún sentido”.

En ese sentido, minimizó el pedido de detención de la Presidenta que había analizado Nisman, escrito que fue difundido hoy por el diario Clarín, porque “es imposible pedirle detención” a un funcionario del Poder Ejecutivo que es “pasible de juicio político. Es una insensatez.

No la escribió el fiscal Nisman, porque eso lo comprendía muy bien”.

“Preocupémonos todos porque esto es muy serio -advirtió-: estoy convencido de que la escribió un tercero, y dudo que haya sido un abogado”.

Agregó que esa presentación no tiene “solvencia desde el punto de vista de lo formal y desde el punto de vista del fondo de la cuestión, que no ha constituido los elementos suficientes como para demostrarle al juez (federal Ariel Lijo) que había conexidad” con otra causa de encubrimiento, porque “no las hay”.

Ayer, Lijo se declaró incompetente para investigar la denuncia del fiscal Nisman contra la presidenta Cristina Fernández por encubrimiento en la causa AMIA y, tras un sorteo en la Cámara Federal, la causa recayó en manos del juez Daniel Rafecas.

29

LE PUEDE INTERESAR
COMENTAR
ÚLTIMAS NOTICIAS