INADMISIBLE Muriò su bebé, no lo enterraron y se sacan selfies con el cadáver

1911   1/02/2017 Lopez Jorge

Cuando el embarazo estaba llegando a su semana 20, en septiembre pasado, los médicos le informaron a esta joven pareja que la pequeña vendría con una anormalidad cromosómica.”Cuando recibimos la noticia, Attila y yo nos quebramos. Por completo. Creo que más en ese momento que cuando murió”, relató Charlotte.

Charlotte y Attila Szakacs, fueron padres de una niña en Reino Unido que murió recién nacida en el hospital de Leeds. La polemica comenzó cuando luego del devastador episodio, pidieron permiso para pasar un tiempo con la pequeña en su casa para poder despedirla. Evlyn nació el 13 de diciembre con un cerebro sin desarrollar, los pulmones obstruidos y una aorta estrecha.

Los profesionales, ya le habían advertido a los padres sobre un pronostico de vida negativo, ellos de todos modos, creyeron que podría mejorar y que podría ocurrir un milagro. Una semana después, su estado había empeorado, por lo que los padres la llevaron al Martin House Hospice y, cuando su hija murió, tomaron una particular decisión: pidieron permiso para pasar un tiempo en su casa con el cuerpo de la beba antes del funeral.

Por cuatro días, Charlotte y Attila compartieron en sus redes sociales fotografías de cómo se despidieron junto al cadáver de la niña. Entre las cosas que hicieron, por ejemplo, es llevarla a un parque. “La última noche durmió en la cuna que le habíamos preparado”, contó la madre.

480

LE PUEDE INTERESAR
COMENTAR
ÚLTIMAS NOTICIAS